¡Recibe las novedades en tu email!

viernes, 21 de septiembre de 2012
[...]

Sigo empujando, me diguen diciendo que lo hago muy bien, pero sigue sin salir. Veo que una de las matronas viene con una especie de desatascador-aspirador (ahí descubrí qué son los forceps), me meten el dichoso cacharrito y por fin sale Pimpollo, noto como si me partieran en dos pero acaban de ponerme a Pimpollo en las piernas y eso es lo único que me importa en ese momento. Abro los ojos como platos al verlo ahí, delante de mí. El dolor seguía ahí pero por un momento no lo sentía, todo mi alrededor quedó en pausa y mis sentidos solo se fijaban en ese pequeño bebé que me habían puesto en las piernas. Mi bebé.

Pimpollo no llora y pregunto "¿Por qué no llora?", pero nadie me responde. Vuelvo a preguntar, vuelvo a quedarme sin respuesta y vuelvo a morir de miedo "¿Qué le pasa a mi bebé y por qué nadie me dice nada?" es lo único que pasa por mi cabeza. Gracias a Dios empieza a llorar muy bajito y poco a poco va ganando intensidad ¡Por fin!. Ahora sí puedo relajarme (al poco tiempo empezó a estornudar y a tener hipo. Especialidades de Pimpollo).

Se llevaron a Pimpollo para lavarlo y, mientras, una de las matronas me cosía. Pasó un buen rato dándole al hilo y la aguja, así que he preferido no preguntar cuántos puntos tengo. Me traen a Pimpollo ya vestidito y lo dejan a mi lado en una cuna, le agarro la manita mientras terminan de coserme. Cuando terminaron me dejaron allí un rato, se llevaron a Pimpollo para enseñárselo al afortunado papá y cuando volvieron me llevaron en silla de ruedas a una habitación, en otra planta en la que sí dejan entrar hombres.

Al llegar me reciben la amiga de mi suegra, mi suegro y mi marido. No puedo evitarlo y me pongo a llorar nada más verle ¡Cuánto le eché de menos!. Me pongo en la cama como puedo y me dejan a Pimpollo al lado en una cuna, tengo una anemia horrible y no he comido nada desde que cené en la noche del sábado (excepto dátiles y una magdalena), me mareo en cuanto intento sentarme. Maridín me trae algo de comer y fruta, enseguida le dicen que se tiene que ir...

Pensé que podía pasar la noche conmigo, pero le dicen que no. Se va y no tengo ni idea de qué hora es, pensaba que eran alrededor de las 20:00 pero no, Pimpollo nació a las 16:45, justo cuando empezó a sonar el adhan del asr (la llamada al rezo de la tarde). En la habitación me acompaña una mujer que había tenido a su hija de 5 kilos por cesárea, la pobre no podía ni levantarse.

Hago el esfuerzo de comer algo como puedo, tengo hambre, pero el mareo no me deja hacer nada. Llega la noche, quiero ir al servicio pero no quiero dejar a Pimpollo solo en la habitación, aguanto hasta que no puedo más e intento levantarme, pero no me atrevo, tengo que caminar hasta el final del pasillo y en cuanto doy dos pasos la vista se me pone blanca. Me aguanto.

Como puedo pongo a Pimpollo a mi lado en la cama, está pegada a la pared, no hay peligro de que se caiga. Al poco tiempo aparece la pareja de mi madre y me llama desde la puerta de la habitación, estoy tan atontada que no le reconozco y tengo que mirarle durante un rato para saber que es él. Me dice que viene con mi madre.

El horario de visitas había terminado pero conseguimos que mi madre se quede conmigo un rato, intento de nuevo ir al servicio acompañada por mi madre mientras su pareja se queda con Pimpollo ¡Qué alegría verla!. Le pido que intente quedarse conmigo, no quiero estar sola, me duelen los puntos, tengo la pierna derecha muerta de tanta inyección, apenas puedo moverme y tengo a un bebé recién nacido a mi cargo. Por mucho que lo intentamos no lo conseguimos, me había quedado muy triste al despedirme de mi marido y de nuevo repetía escena con mi madre. No puedo más, quiero que pase el tiempo rápido y volver a casa (No me gusta nada estar fuera de casa, aunque el hospital fuese un palacio echaría de menos mi casa igual).

Me quedo dormida con facilidad porque estoy agotada, pero a la vez muy asqueada por la calor, estaba sudada desde antes del parto, pringada de líquido amniótico con heces de Pimpollo, llena de sangre ¡Qué asco! Quiero una ducha. Aún así voy durmiendo a ratos, Pimpollo es muy tranquilo, duerme durante horas sin problema pero el pobre no consigue sacarme nada del pecho, por mucho que lo pongo e intento que salga leche, de ahí no sale nada.

¿Y ahora qué hago? Apenas puedo girarme en la cama para cambiar de pecho, mucho menos sentarme ¿Cómo cojo a Pimpollo? Me da miedo moverlo de un lado a otro. Me apaño como puedo y consigo que Pimpollo tome algo de leche, pero esa tarea me lleva toda la noche. Por la mañana llega la amiga de mi suegra y me dice que a las 10:30 viene mi marido a recogerme, que ya me dan el alta. Me pongo a esperar pero entre una cosa y otra salgo del hospital a la una y pico junto a mi marido, mi madre, mi suegro, la amiga de mi suegra, su hijo y, lo más importante, mi pequeño Pimpollo con sus 3,2 kg y bien sanote.

Tanto mi marido como yo no podíamos creernos que Pimpollo ya hubiera nacido y que todo, a pesar de ciertas dificultades, hubiese salido bien. Al fin estamos en casa, felices y babeando ante nuestro pequeñín.


38 comentarios:

  1. Ainssss que felicidad!!!! Pimpollete ya está en el mundo y su mamá todavía tiene ánimos para seguir escribiendo...

    Disfruta mucho de tu nene cielo, que te lo has ganado, y deja el gallinero tranquilo por unos dias, te mereces disfrutar de esos momentos tan especiales.
    Besos gordos, gordos, gordos.
    Bueno, coje uno pequeñito para que Pimpollo no se despierte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mami desde que llegó a casa quería encender el ordenador, pero los puntos no la dejaban sentarse como haría todo ser humano cuerdo :) Besotes!!!!!

      Eliminar
  2. El cachito de Pimpollo que se ve es monísimo, y seguro que el resto que no se ve lo es aún más. Enhorabuena familia, ahora empieza lo mejor... y lo más cansado, así que ha recuperarse y ya nos contarás sus progresos y su vida, que así sea si Dios quiere

    Laura

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Cierto que lo de ahora cansa más y eso que acabamos de empezar... En las tomas nocturnas me quedo frita mientras le doy el pecho ZzZ Zzz. Por cierto, me encanta que te hayas hecho un blog!!!!. Besotes

      Eliminar
  3. No voy a preguntarte si la ventosa (supongo que era eso) y los puntos también fueron sin anestesia...
    Sólo voy a decirte.... ¡¡¡Mabruk!!!!
    Muchas , muchas felicidades por tu pequeño Pimpollo. Ya sé que tenerle en los brazos hizo que olvidaras todo lo anterior.
    Qué bonito ujti, disfruta mucho de él.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Acabo de descubrir que aquello eran ventosas y no forceps... Si es que en francés me pierdo mucho jajaja. Las ventosas sí fueron sin anestesia pero los puntos no :)

      Baraka Allahu fiki ukhti!!! Ya he olvidado todo, ahora quiero otro jajaja. Besotes!!!!

      Eliminar
  4. Esa foto es de Pimpollo??????????? Qué preciosidad... jeje Por un momento no me he planteado que pudiera tener otro nombre... jajaja, qué pava soy. Lo identifico como Pimpollo y me parece tan normal.

    En realidad, supongo que lo que usaron no fueron fórceps (los fórceps tienen forma como de "cucharas" grandes extrañas) sino ventosa (que tiene forma de cazo pequeño de metal o de plástico raro y que se usa cuando el niño ya está casi fuera, digamos.

    Lo importante es que todo salió bien. Aunque comprendo que tuviste que sentirte muy sola la primera noche ahí.. y durante todo el parto. Lo mejor habría sido que pudieras compartirlo con tu marido o al menos con tu madre =)

    Pero ahora espero que estéis disfrutando muchísimo de todos esos momentos que no habéis podido hacerlo. Tenéis mucho por recuperar!!!! =)

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, eso es un trocito de Pimpollo :) Pues supongo que sí, que serían ventosas entonces y no forceps. Es que en francés me pierdo mucho, lo mismo me pasaron más cosas y no me enteré porque ahora que Pimpollo está fuera veo que siempre, siempre tiene las manitas o como en la foto o completamente arriba. Quizá no salía por la posición de las manos o yo que sé!. El caso es que salió con un desatascador muy feo jajaja :)

      Durante el parto me sentí bien, en parte me alegré de haberlo pasado "sola", pero la noche en el hospital lo pasé mal, tan dolorida, asqueada y con Pimpollo recién nacido a mi completo cargo, sin saber ni cómo cogerlo... Ains!!!. En fin, ya estamos bien en casita. Besotes!!!!

      Eliminar
  5. Enhorbuena Dunia! Es precioso pimpollo! Disfruta de tu bb y dejate ayudar para que te recuperes de los puntos... Te lo digo x experiencia.
    Saludos
    emily

    ResponderEliminar
  6. Waleikom salam! menos mal que aunque el parto no fue de lo mejor...pudiste volver pronto a casa, sería un gran alivio para ti. Que bonito momento el de ver por primera vez a tu pequeño es indescriptible. En cuanto a lo que comentas de los forceps, me me ha quedao muy claro, en los partos que yo he visto por la tele o internet son una especie de pinza no aspirador...Ya nos contarás que tal vas con la lactancia insha allah. Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo quería irme a casa desde que estaba todavía en paritorio, pensaba solo en mi ducha y en mi cama jajaja. Parece ser que eso que utilizaron eran ventosas y no forceps, cosas mías, que no me entero de muchas cosas en francés... Besotes!!!

      Eliminar
  7. Ains ujti! Se me saltan las lagrimillas! Que duro lo que has pasado. Tengo algunas dudas: te cosieron sin anestesia? no te pusieron a pimpollo al pecho al nacer? ¡¿No te limpiaron la sangre del parto!!? Me parece increible que se le llame hospital a un lugar con esas condiciones higienico-sanitarias....Hermanita para el prçoximo bebé te vienes a España aunque tenga que ir a buscarte y traerte de los pelos, insha allah.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para coserme me pusieron anestesia y cuando nació Pimpollo me lo pusieron en las piernas, pero por abajo. Es decir, yo tenía las piernas levantadas todavía y a él lo acostaron por debajo, tocándome los muslos por detrás. Muy raro todo, pero bueno jajaja. No me limpiaron nada, y mira que iba pringada de líquido amniótico con heces, sangre y yo que sé qué cosas más, iba echa un asquito y olía de lejos.

      Para colmo cuando llego a casa quiero ducharme y dos cosas: La primera que no puedo levantar la pierna para entrar en la bañera porque me tiro de los puntos, y la segunda que tampoco me dejan ducharme, maridín and company me dicen que tengo que esperar a recuperarme de los puntos. Como estaba medio ida les dejé y me limpié como hacen en el hospital cuando no te puedes mover, pero cuando pude me metí en un cubo y "me duché" jajaja. Mi madre me lavó el pelo inclinándome en la bañera. Vamos que me he pasado casi una semana oliendo al parto, qué asquito.

      Eliminar
  8. ¡Qué carita más linda tiene Pimpollo! (L)

    Uff, hija, qué horror, luego nos quejamos aquí... De eso me di yo cuenta más de una vez en RD.

    A mi padre no le dejaron entrar a mi nacimiento, ¡pero fue hace casi 29 años!

    Es pensar en lo que cuentas y me hubiera dado un ataque de ansiedad.

    Recupérate mucho en tu casa con tus seres queridos, que éso ya pasó, y cuéntanos muchas cositas de Pimpollo ;)

    ¡Eres una campeona!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Pronto os contaré batallitas de Pimpollo, que con solo 2 semanas y es un espabilado. La que me espera... jajaja. Besotes!!

      Eliminar
  9. caramba , que falta de derechos con lo que cuentas sobre los acompañantes, con lo importantes que son !!! Espero que sea una situación que pueda mejorar.

    Muchas, muchas felicidades !!! Disfrutadlo mucho, que ya verás que bonito es .

    Un beso guapa ( y valiente )

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias!!! Sí que es bonito, sí. Estamos que se nos caen las babas con nuestro pequeñín :3 jajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  10. Mi Firafita también nación con forceps, no sé si te lo había contando alguna vez. Lo más importante de todo es que ya estais los tres juntos, pero de verdad chica ese hospital me parece que no está al tanto del siglo en el que vivimos. No comprendo cómo no dejaron que alguien te acompañara por la noche porque por muy bien que estuvieras, necesitas ayuda y compañía en esos primeros momentos.
    Besos y más para Pimpollo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, eché mucho de menos tener a alguien a mi lado esa noche, la breve visita de mi madre fue un soplo de aire fresco, pero bueno... Espero que para el siguiente este tema sea de otra manera :) Besotes!!!

      Eliminar
  11. Ohhhhhhhhhhhhhhhhhh, adorable Pimpi.

    Imagino que la primera ducha te hizo tan feliz como si te hubieran regalado trescientos lingotes de oro.

    A ver, a ver, Pimpi podria ser Hassan, Hamid, Hussein... En caso de hombre árabe. Y Héctor en caso de nombre español. ¿He acertado algunoooo?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todavía estoy saboreando esa primera ducha, creo que quedará en el recuerdo por siempre jamás jajaja. No das una con el nombre eh! jajaja ;) Besoteeeees!!!

      Eliminar
  12. He sufrido mucho leyendo tu parto, por el miedo que se pasa, por estar sóla, por estar sóla con el bebe en la habitación si tu marido y sin tu madre. Pero me alegro de que tengas ya a pimpollo y que este bien. Un beso enorme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Estar sola en esos momentos no es nada agradable, pero bueno, ya lo hemos pasado y estamos bien :) Besotes!!

      Eliminar
  13. esta' precioso....he leido tu historia y no te escondo que me ha impresionado, espero que en el hospital donde iré yo me expliquen las cosas y no me traten asi y sobretodo que mi familia en cada momento pueda estar conmigo....has sido muy muy valiente y me alegro que todo haya estupendamente porque al pimpollo efectivamente se le vee rebien. abrazote y a recuperarse ahora

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya verás que vas a tener un parto estupendo! Te deseo lo mejor, besotes!!

      Eliminar
  14. Que alegria y que bonito es Pimpollo tesoro.
    Felicidades por lo valiente que fuistes y por la gran mama que tiene H.
    Besitos

    ResponderEliminar
  15. Hola ukhti,bueno yo creo q ya se el nombre de Pimpollo,es un nombre muy bonico,y mabrook otra vez Q Dios lo protege.En cuanto a lo de la ducha,es muy tipico en muchas familia alli,q la mujer no tiene q ducharse dsp de dar a luz,en tu caso,te dijeron q por los puntos, pero en el caso q no hay puntos dicen q por el frio,q coge frio asi,vamos q el bebe tampoco lo duchan los primeros dias,en fin cosas de alli,yo me duche dsp de dar a luz, y mas es q te lo piden antes de curarte.besos.Najlae

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que sí has acertado :) Amin!!. Sí, también me dijeron que no tenía que coger frío, me llevaron una manta al hospital... Qué calor paséeeeeeeeeeeeee, yo quitándome la manta de encima y cada vez que pasaba alguien me cubría jajaja. Besotes

      Eliminar
  16. Estoy pensando ahora una cosa.
    Teniendo en cuenta la atención que te han dado... en cuanto estés un poco recuperada de los puntos (y lo antes posible) que te haga una revisión una buena ginecóloga para comprobar que te han dejado bien limpita por dentro, que no haya restos de placenta ni nada.
    Por favor, por favor, que es muy importante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ui pues lo había pensado, luego cambié de idea porque pensé que lo mismo era muy exagerado, pero no me vendría mal ¿Verdad?. A ver cuándo se me terminan de caer los puntos y voy (se me han caído solo 2...).

      Eliminar
  17. Dunia :( siento que tuvieras un comienzo tan duro, y que no pudiera acompañarte nadie de la familia, eres muy valiente.

    Lo importante como dices es que pimpollito ya está con ustedes, sano y feliz en el pecho de su mami.

    Qué tierna esa imagen, provoca darle tantos besos, y seguro que el olor es mágico :)

    Un besito

    ResponderEliminar
  18. Ya he recogido tu premio, perdona el retraso. Un beso y a seguir tan bien los dos.

    ResponderEliminar
  19. Hola Dunia, te sigo! Tu bebé es muy bonito, enhorabuena, aunque estoy con Cinti, para el próximo te vas a España eh? Que así tu marido también puede disfrutar de ese momento tan especial!
    Ahora a disfrutar de H, muchos besos!

    ResponderEliminar
  20. Solo te mando abrazos chiquilla, ánimo! Menos mal que tienes una PRECIOSIDAD de Pimpollo para hacerte olvidar lo malo y quedarte con lo bueno.

    Más abrazos!!

    ResponderEliminar
  21. Muchas felicidades y bienvenido al mundo Pimpollo, has sido muy valiente.

    ResponderEliminar
  22. Enhorabuena DUNIA!! Muchas felicidades!! Vas a ser una madre maravillosa!! He seguido tu embarazo en tu blog ("en silencio, jeje"), y me alegra mucho la llegada de tu bebé al mundo. Eres una mamá "muy especial" y tú lo sabes. MUCHÍSIMAS FELICIDADES!!

    ResponderEliminar

Parto y postparto

Mi pequeñín

Seguidores